A la Portada

 

 Diáspora sefardita

 

La gran menorah de oro del Templo llevada en triunfo a Roma por Tito.

Diáspora, (del griego, 'dispersión'), comunidades de judíos que viven fuera de Israel. Según la tradición los judíos que vivían fuera de Israel se consideraban a sí mismos exiliados (en hebreo, galut), aunque la mayoría de ellos no mantuvo este modo de enfocar su situación durante mucho tiempo. La diáspora judía comenzó cuando los judíos fueron exiliados a Babilonia por Nabucodonosor en el 586 a.C. La mayoría de los habitantes de Judea permanecieron en Babilonia aun después de haber sido refundado Jerusalén. Un gran número de judíos se estableció en Alejandría, con un gobierno de influencia helenística. Durante el periodo greco-romano, algunos grupos de judíos se establecieron en Asia Menor y en el sur de Europa. Muchos judíos prisioneros de guerra fueron llevados a Roma después de la destrucción de Jerusalén en el 70 d.C. Desde Italia, los judíos emigraron a Francia y Alemania, y desde allí a Inglaterra, Escandinavia y Europa oriental, llegando a ser conocidos como askenazis. Bajo el dominio del islam, los judíos de África del norte se trasladaron hacia el oeste, llegando a la península Ibérica. Después de haber sido expulsados por los Reyes Católicos en el siglo XV, estos judíos, conocidos como sefardíes, se restablecieron en los Países Bajos, los Balcanes, Turquía, Palestina y en el continente americano. Durante los siglos XIX y XX, muchos judíos de Europa central y oriental, se fueron a América del Norte y, después de la II Guerra Mundial, grupos de judíos de distintos lugares emigraron a Israel.

 

¿Que fue de aquellos judíos españoles que, tras ser expulsados de su pais, consiguieron llegar a tierra extranjera?. Muchos de ellos fueron a Portugal, pero allí poco les duró la dicha porque también fueron expulsados cinco años después.

Comenzó entonces una diáspora de españoles de religión judía que se dispersaron por todo el mundo entonces conocido. En el menú podemos ver por zonas o países, las vicisitudes de este pueblo errante.

 

 

Francia
Italia
Amsterdam y Amburgo
Inglaterra
Imperio Otomano
Egipto
Magreb
Argelia
Túnez
Norteamérica
Iberoamérica

 


Los articulos están extraídos del libro Sefarad. Los judíos de España, de María Antonia Bel Bravo

 

A la Portada